Gallery Art Hotel: la joya del grupo hotelero de Salvatore Ferragamo

gallery art hotel

Situado en el corazón de la Florencia renacentista, a pocos pasos del Ponte Vecchio, el Gallery Art Hotel es el proyecto más innovador comisariado por Lungarno Hotels, la compañía de gestión hotelera del grupo de Salvatore Ferragamo. Diseñado por Michele Bönan, refinado arquitecto florentino, este hotel de 4 estrellas en Florencia ofrece un espacio contemporáneo en constante evolución de estilos y referencias.

Los huéspedes de hecho son recibidos por una galería dedicada a los grandes protagonistas del arte y de la fotografía, que se asoma como una ventana al mundo contemporáneo, visto a través de la lente de los grandes fotógrafos internacionales, de David Lachapelle a Steven Klein, de Lise Sarfati a Eliott Erwitt.

Las 69 habitaciones y las 5 suites del hotel pueden ser consideradas como verdaderas “piezas únicas” de una colección de arte. Cada ambiente está hecho especial con materiales de calidad como lino, cachemira, piedra toscana y maderas de Asia y con objetos de artisanado florentino. Por no hablar de la impresionante vista sobre la ciudad y todas las riberas de las cuales se puede disfrutar de los pisos superiores.

El bar y el restaurante dell’hotel, The Fusion Bar & Restaurant, es mucho más que un simple local elegante y contemporáneo donde comer o tomar una copa. Esto también totalmente renovado y decorado por el arquitecto Michele Bönan, se caracteriza por una atmósfera, muy minimalista, por lo que no parece estar en la Florencia renacentista.

En el interior los dos espacios se reparten entre The Fusion Bar para un aperitivo con vistas, y el restaurante Shozan, continuación ideal para la cena. Para el aperitivo hay mucha variedad en el finger food: sushi y sashimi, tempura, alitas de pollo in agridulces, halibut en salsa de soja, atún crudo con sésamo, sopas calientes en copa y mucho más. Para la cena es sin duda el sushi a triunfar, pero la comida de influencia asiática permite también una contaminación del Mediterráneo. En el menú los sabores italianos y aquellos japoneses se combinan y se mezclan. Los ingredientes típicos de la cocina local se reinterpretan con creatividad y presentan de acuerdo con la estética típicamente japonesa, con interesantes fusiones de sabores, al igual que en el caso del sushi de Chianina, de la tempura de hongos o del delicioso tiramisú de té verde.

En el salón/librería se pueden ver los mejores grupos de jazz y el domingo el almuerzo se sustituye con el brunch americano con un rico buffet de sushi, tortillas y sopas. La creatividad no falta también en las bebidas, como la vodka sour a la pimienta, que le valió un premio mundial, y otros cócteles todos particulares. Además, la bodega ofrece una buena carta de vinos y una variedad de sake de gran calidad.

"Miguel Ángel todavía puede esperar..." dice el lema del Gallery Art Hotel, y de hecho no lo podemos culpar…