La Capilla de María Magdalena en el Museo del Bargello

cappella bargello

Lo que ahora es el Museo del Bargello y contiene estatuas de inestimable valor, en el pasado era la prisión de la ciudad de Florencia. Las salas en las que hoy se pueden admirar las obras de Miguel Ángel y Donatello fueron utilizadas como células. Además desde aquí salían los reclusos condenados a la mayor de las penas, la pena de muerte. Entre las diferentes salas que componen el Museo del Bargello también hay una capilla en la primera planta, llamada la Capilla de María Magdalena.

La Capilla fue construida después de 1280 y albergaba los condenados a muerte en su última noche en oración antes de ser llevados a la horca. Desde aquí por la mañana salían acompañados por los Battuti de’ Neri (así llamados por el gorro que tenían en la cabeza) que formaban parte de la Compañía de Santa Maria della Croce dal Tempio.

Compra billetes en línea

Los frescos que decoran la capilla, que datan de 1340 y atribuidos al taller de Giotto, bien reflejan su función. Estos son en su mayoría historias de penitentes y pecadores redimidos. Como las Historias de Santa María de Egipto, de Santa María Magdalena y de San Juan Bautista pintadas en las paredes laterales. En la pared de la entrada está representado el Infierno mientras que en la pared del fondo está el Paraíso, que cuenta entre sus elegidos también el gran poeta florentino, Dante Alighieri, representado con su Comedia en la mano.

Por último, en la pared del fondo hay los frescos de finales del siglo XV que representan la Virgen con el Niño de Sebastiano Mainardi y San Jerónimo penitente de Bartolomeo di Giovanni. El entorno fue dividido posteriormente en dos niveles, uno para albergar a los condenados a muerte y el otro se utilizaba como una despensa. Sólo a mediados del siglo XIX la capilla fue restaurada y dentro se colocaron el coro y el atril de Bernardino della Cecca procedentes de San Miniato a Monte. En el altar fue colocado el tríptico de Giovanni di Francesco y en las vetrinas fueron expuestos especímenes de joyería sagrada. Todos admirables aún hoy.

Compra billetes en línea